YEYE TORRES – EL DRUIDA HERBOLARIO

LA CALLE ES NUESTRA

Fe 9
YEYE TORRES
¡Vota por esta Obra!

Soy un artista visual cuyo medio de expresión principal es el dibujo, un vehículo que me permite explorar las infinitas posibilidades de materializar el pensamiento. Mi práctica artística se caracteriza por la versatilidad del dibujo, llevándolo hasta el lenguaje gráfico desde el grabado y su serialidad, transitando sobre diversos materiales y soportes, convirtiéndose en un lienzo para la expansión de la expresión. La creación de imágenes ocupa un lugar central en mi obra, otorgándole un valioso componente narrativo. Mi enfoque se orienta hacia la construcción de imaginarios poéticos, universos visuales que capturan la atención del espectador y lo invitan a sumergirse en una experiencia única. Exploro una gama variada de lenguajes plásticos, desde la ilustración hasta la pintura, alcanzando incluso el muralismo. Cada una de estas disciplinas me brinda la oportunidad de explorar y experimentar con diferentes técnicas y estilos, enriqueciendo así mi práctica artística. A través de mi trabajo, busco no solo crear imágenes estéticamente impactantes, sino también provocar una reflexión más profunda. Me interesa fusionar la forma y el contenido, utilizando la estética visual como un medio para comunicar ideas, emociones y narrativas complejas. En última instancia, mi objetivo como artista visual es no solo expresar mi propia visión del mundo, sino también invitar a los espectadores a participar en un diálogo visual, a descubrir significados personales en cada trazo y a compartir la experiencia única que se encuentra en la intersección entre el dibujo, la gráfica y el muralismo. Para el festival calle 2024 presentó al “Guardián herbolario” para el local Herbolario el/la Druida En las profundidades de la modernidad, emerge un ser único: un guía espiritual cuya esencia fusiona lo ancestral y lo contemporáneo, lo sensible y lo expresivo. Este ser, a la vez herbalista, creador contemporáneo, camina los senderos del conocimiento, transmutando saberes antiguos en el crisol de la vida actual. Como un alquimista de la mente y el cuerpo, este ser se erige como un transmutador de saberes, entrelazando las enseñanzas ancestrales de las hierbas con la ciencia y la espiritualidad del mundo moderno. Con sus manos ungidas en el perfume de las plantas y su espíritu impregnado de la sabiduría ancestral, este ser se convierte en un faro de luz, que guía en la oscuridad. Como un herbalista contemporáneo, este ser no solo conoce el lenguaje secreto de las plantas, sino que también entiende el misterio del alma humana, aliviando el sentir con tonadas, ritmos y colores salvajes; es un creador de mundos nuevos, un visionario que despierta la imaginación y el potencial de aquellos que tienen el privilegio de encontrarlo en alguna calle perdida de la ciudad o verlo perderse en medio de la ciudad caminando hacia el ocaso abrazador

¡Compártelo en tu perfil!